lunes, 25 de agosto de 2014

El papa Francisco y el ecumenismo


Entrevista en Radio Exterior de España



Lo que sigue es el texto preparado para una entrevista que se me hizo en el programa Horizonte de Radio Exterior de España, presentado por el Padre Manuel Muñoz y emitida el sábado 16 de agosto de 2014.

-- Decir que el Papa Francisco está siendo un auténtico acontecimiento es quizás decir poco, aunque bien sabido. Sus pasos, sus gestos, sus palabras, sus viajes, sus decisiones se siguen al detalle y por doquier. Hoy queremos detenernos en una sus aportaciones que quizás estén pasando más desapercibidas. Nos referimos a su impulso a la unidad de los cristianos y al diálogo interreligioso. Para ello, y centrándose, sobre todo, en su peregrinación a Tierra Santa de los días 24 a 26 de mayo pasado, conversamos con Manuel Barrios Prieto, director del Secretariado de la Comisión Episcopal de Relaciones Interconfesionales, de la CEE.

-- Manuel, ¿estás de acuerdo con nosotros en que quizás la dimensión ecuménica del ministerio del Papa Francisco esté pasando un tanto desapercibida en comparación con otras dimensiones de su tan espléndido servicio? ¿Cuál es su razón?

Al ser tan rico el pontificado de papa Francisco en gestos y palabras, relacionados con distintos ámbitos de la vida de la Iglesia y de la sociedad, que van de la familia a la preocupación por los pobres, a la justicia social, a la búsqueda de la paz, a la reforma de la curia etc., la dimensión ecuménica puede que no destaque tanto en un determinado momento y en lugares donde no es una cuestión prioritaria como en España, donde la presencia de otras Iglesias es minoritaria. Sin embargo, debemos tener presente que esta dimensión, como también la interreligiosa, está presente desde el mismo comienzo del pontificado de este papa y es ciertamente una de sus prioridades.

-- El 16 de junio pasado Francisco recibió, ya por segunda vez, al primado anglicano, al arzobispo de Canterbury, Justin Welby. Un apunte primero sobre el anglicanismo y sobre los puentes de diálogo, encuentro y unión.

El diálogo ecuménico con la comunión anglicana que empezó con fuerza a finales
              Fuente de la imagen: elheraldo.hn 
del siglo XIX ha pasado por distintos momentos, algunos en los que la unión parecía estar al alcance de la mano, como cuando en los años 80 se debatía la Relación Final de la Comisión
Internacional de Diálogo Anglicano-Romano Católica que parecía haber alcanzado un consenso amplio en temas como la Eucaristía, el ministerio ordenado y el ejercicio de la autoridad, a otros, como el actual, donde algunas decisiones tomadas en el ámbito de la comunión anglicana, como la ordenación de mujeres o la bendición de uniones de parejas del mismo sexo, han creado obstáculos que pueden parecer insalvables.

-- En el final de su discurso a Welby, Francisco apostó por avanzar hacia la unidad a través de la tres “p”: (prayer/plegaria; peace/paz; poverty/pobreza). Más allá de lo ingenioso y didáctico de la idea, ¿nos glosas y concretas su significado?

            Teniendo en cuenta la dificultad del diálogo ecuménico con la comunión anglicana en la actualidad, es muy significativa la insistencia del papa en que aunque la plena unidad pueda parecer una meta lejana, sigue siendo la meta. No nos podemos limitar solo a hacer cosas juntos por el bien de la humanidad, como la muy importante iniciativa del Global Freedom Network, una plataforma en la que participa la Iglesia católica, junto con los anglicanos y los musulmanes, para luchar contra las formas modernas de esclavitud. Debemos esforzarnos por caminar juntos hacia la unidad sin dejarnos desanimar por las dificultades que tampoco podemos fingir que no existen. En esta línea se enmarca esa idea de las tres ‘p’ -plegaria, paz, pobreza- que nos ofrece unas orientaciones de base para seguir adelante con confianza disponiéndonos para el actuar de Dios que es el verdadero agente de la unidad. Por tanto, junto al seguir profundizando en el diálogo teológico, hay también que seguir adelante con el diálogo de la vida, orando juntos, buscando caminos de paz, optando por los pobres. Esta es el camino para disponernos a la plena unidad que es un don de Dios y que llegará cuando Él quiera y como Él quiera, retomando una célebre expresión del abad Couturier.

-- Aun cuando la Santa Sede está siendo sumamente cautelosa al respecto, ¿de qué datos disponemos sobre los ordinariatos, instaurados en 2010 por Benedicto XVI para anglicanos que abrazan la comunión plena con la Iglesia católica?

            Tenemos pocos datos. Parece que el número de fieles que han sido acogidos en ellos no es tan elevado como se esperaba en un principio. El primero que se creó fue el Nuestra Señora de Walsingham para acoger a los anglicanos ingleses y, según algunas publicaciones, el número de miembros puede rondar los 1500 incluyendo unos 90 exministros ordenados. Para los otros ordinariatos, como el de Estados Unidos y el de Australia, no tenemos datos oficiales.

En relación a esto es significativo lo que dijo papa Francisco en su primer encuentro con Justin Welby hace un año, cuando agradeció la comprensión que han tenido los anglicanos de los motivos que llevaron a Benedicto XVI a instituir estas estructuras canónica para acoger a los anglicanos que querían unirse a Roma también de forma corporativa.

 -- ¿Tienes alguna referencia sobre cómo se viven dentro del anglicanismo este tema?

            Cuando en 2009 se anunció la Constitución Apostólica de Benedicto XVI sobre este tema, se emitió una declaración conjunta del arzobispo católico de Westminster y el entonces primado de la Comunión Anglicana, el doctor Rowan Williams, que hablaba de los ordinariatos como fruto del diálogo ecuménico. Por tanto, oficialmente esta iniciativa tuvo una buena acogida ya que venía a resolver una cuestión interna complicada de la comunión anglicana en la que había muchos que querían marcharse después de las decisiones que algunas Iglesias locales habían tomado sobre asuntos debatidos.

-- Una de las fotos del viaje de Francisco a Tierra Santa fue la de su abrazo en el Muro de las Lamentaciones con un rabino y un imán, los tres amigos y los tres argentinos.  ¿Nos cuentas?

Es una de esos gestos espontáneos del papa que ya forman parte de su
Fuente de la imagen: clarin.com
Pontificado y que expresan mucho más que muchas palabras. Ese abrazo ante el muro occidental que delimitaba el monte del templo, el lugar más sagrado del mundo para muchas personas y que ha sido motivo también de tantos enfrentamientos, expresa el anhelo de paz ínsito en toda auténtica religión y en todo hombre de bien y la importancia de los lazos de auténtica amistad.

-- En varias ocasiones, Francisco ha afirmado que la unidad de los cristianos está en el camino, que la unidad llegará caminando. Un comentario tuyo al respecto.

            La imagen del camino es muy utilizada por el papa y lo es en contextos diversos. Yo me atrevería a decir que para él está muy ligada a ese texto del evangelio de san Lucas de los discípulos de Emaús que se encuentran con el Señor resucitado, texto que él ha citado en discursos importantes como el que pronunció ante los obispo brasileños durante la última Jornada Mundial de la Juventud, exhortándoles a acompañar a los que huyen de Jerusalén, de la Iglesia, dialogando con ellos y sabiendo entrar en sus noches. Caminando juntos, en un ecumenismo de la vida, escuchando al otro, meditando la Palabra de Dios juntos, se puede llegar a descubrir la presencia del Señor resucitado en medio de nosotros y quizás un día podamos llegar a partir el pan juntos.

-- Mucho revuelo informativo tuvieron las palabras del Papa Francisco, en la rueda de
Jesús con los discípulos de Emaús
Claustro del Monasterio de Santo
Domingo de Silos (Burgos)
Fuente de la imagen: fotoviajero.com 
prensa en el avión de regreso de Tierra Santa, sobre la praxis católica del celibato sacerdotal. La pregunta, realizada por un periodista alemán, se contextualizaba también en el ecumenismo, en concreto, en la relación con la Ortodoxia. ¿Qué dijo el Papa? ¿Qué relación tiene este tema con el ecumenismo?

            Lo que hizo el papa Francisco en esa rueda de prensa fue reiterar la doctrina tradicional católica de que el celibato no es dogma de fe y que ya existen sacerdotes católicos casados en las Iglesias de rito oriental que están unidas a Roma. Sobre lo que más insistió el papa es que este es un tema secundario en el diálogo ecuménico en el que es preciso abordar antes otros temas más importantes. También afirmó, como ya hemos señalado, que la unidad se hace al caminar juntos, orando juntos, trabajando juntos y ayudándonos mutuamente.

-- Nos centramos en el viaje a Tierra Santa de finales de mayo pasado. Su ocasión y su lema eran, hasta oficialmente, ecuménicas y hasta la misma iniciativa del viaje procedió del patriarca de Constantinopla. Unos apuntes sobre ello, Manuel.

            El viaje a Tierra Santa surgió con motivo del 50 aniversario del encuentro en
El papa Pablo VI y el patriarca Atenágoras
Jerusalén, 5 de enero 1964
Jerusalén entre el papa Pablo VI y el patriarca Atenágoras. Ese encuentro que tuvo lugar después de terminada la segunda etapa del Concilio Vaticano II, antes de que se aprobara la Constitución Dogmática sobre la Iglesia y los decretos sobre el ecumenismo y las Iglesias orientales, y que llevó a la revocación de los decretos de excomunión mutua entre las dos Iglesias, marcó un antes y un después en las relaciones ecuménicas.

-- ¿Esta prioridad ecuménica de la peregrinación a Tierra Santa puede quedar luego, al menos en la opinión pública y publicada, algo desdibujada, disminuida? ¿Por qué?

            Porque un viaje de un papa a Tierra Santa implica siempre varios aspectos junto al ecuménico, como el interreligioso, el político, el diplomático, el que hace referencia al apoyo a las comunidades cristianas locales, y hoy también hay que tener en cuenta en un viaje de un papa a esa región la situación de los refugiados, la persecución que sufren los cristianos y las guerras en los países cercanos. Cualquier palabra del papa y cualquier gesto, como tocar el muro que separa los territorios palestinos de Israel, puede tener mucha repercusión en los medios, dada la situación política en la región.

-- ¿Te esperabas más, te esperabas menos de la declaración conjunta suscrita en Jerusalén entre Francisco y Bartolomé?

Con el papa Francisco hay que tener presente, junto a las palabras, también los
El papa Francisco y el patriarca Bartolomé
     en la Basílica del Santo Sepulcro
Jerusalen, 25 de mayo 2014
gestos. Por eso, junto a la declaración conjunta fue muy significativa la celebración ecuménica que tuvo lugar en la basílica del Santo Sepulcro, ‘de donde todo nació’, como dijo el papa en el discurso que pronunció. De todos modos, también en su contenido la declaración conjunta con su solemnidad aborda los temas más importantes que preocupan a las dos Iglesias.

-- Se ha dicho que esta declaración fue una “carta”, “un decreto de validez” a estos 50 años últimos de ecumenismo. ¿Cuál es tu parecer?

            Sí, no estaría descaminada tal interpretación. Al regresar el patriarca Bartolomé de este encuentro en Jerusalén con el papa Francisco, habló de la posibilidad de un encuentro en Nicea en 2025. Un acontecimiento que podría ser importantísimo para restablecer la unidad de la Iglesia si tenemos en cuenta que en esa ciudad se celebró el primer concilio verdaderamente ecuménico en el año 325, del que salió el Credo que rezamos en nuestras celebraciones y que es expresión de la fe de la gran mayoría de cristianos, tanto de oriente como de occidente. También fue la introducción del ‘filioque’ en ese credo el motivo oficial del cisma.

-- En la declaración, Manolo, se habla de la importancia del que podíamos denominar ecumenismo ecológico o de lo creado. ¿Qué es, cuál es su transcendencia?

Sí, la salvaguardia de la creación es un tema importante en el ámbito ecuménico al que son sensibles la mayoría de las Iglesias y que surgió con mucha fuerza en la Asamblea del Consejo Mundial de Iglesias celebrado en Vancouver en 1983. En esa ocasión se exhortó a un compromiso de todos por la justica, la paz y la salvaguardia de la creación. En 1989 el entonces patriarca de Costantinopla habló con ímpetu sobre la importancia de este compromiso y se estableció una Jornada para la salvaguardia de la creación que se celebra desde entonces en muchas Iglesias el 1 de septiembre que coincide con el año nuevo ortodoxo.

También el papa Francisco, en la homilía de la misa de comienzo de su pontificado en la solemnidad de san José del año pasado, reflexionando sobre el término latino custos aplicado al esposo de María, insistió sobre la importancia de custodiar la creación que se nos ha confiado.

-- Hemos de ir concluyendo, Manolo. Un minuto y medio final en total para que nos compartas tu reflexión sobre los discursos de Francisco y Bartolomé en Jerusalén.

            Creo que más que los discursos hay que fijarse en los gestos, empezando por el
El papa Francisco con Shimon Peres y Mahmud Abbas
Fuente de la imagen: infonews.com
primero de todos que ha sido volver a encontrarse en Jerusalén 50 años después del histórico abrazo entre Pablo VI y Atenágoras. Yo también le doy mucha importancia a la oración que se hizo ante el sepulcro vacío de Jesús, lugar en el que tuvo lugar el acontecimiento del que nació la Iglesia una, que salió a anunciar la buena noticia de Jesús muerto y resucitado.

-- ¿Sabes cómo se han vivido en la Ortodoxia estas jornadas de Jerusalén?

            Es difícil decirlo porque el mundo ortodoxo es muy variado. Como también entre nosotros hay algunos que no ven con muy buenos ojos los gestos ecuménicos e interreligiosos del papa Francisco, esto pasa con más intensidad en el mundo ortodoxo. También hay que tener en cuenta los distintos patriarcados que existen en la Ortodoxia con sus distintas sensibilidades y la situación de los cristianos árabes en los países de la región.

-- Y por último, ¿cuál es el significado ecuménico de la histórica Oración por la Paz del 8 de junio? Y también su significado interreligioso.


            Sabemos lo importante que son para los cristianos de Palestina e Israel las relaciones entre la autoridad palestina y el estado de Israel. También sabemos que la paz es un don y que la oración puede hacer milagros y abrir caminos donde parece que no los hay.

No hay comentarios:

Publicar un comentario